no suelo hablar de música en este blog, pero en esta noticia se aúnan demasiadas cosas interesantes. por un lado tenemos a un cantautor de la escena indie que edita un disco -La zona sucia- bajo licencia copyleft. por otro ese cantante, Nacho Vegas -cuya música no suelo escuchar- es el causante inocente de algunas de las situaciones más extravagantes que se han dado en esta página.

hace varios meses había leído que Vegas quería sacar su disco al margen de las discográficas establecidas y ahora me entero de que su iniciativa ha tenido éxito. el hecho de que un disco publicado bajo copyleft se sitúe en el tercer puesto de ventas de España en la primera semana de venta al público merece una mención, porque es la muestra de que el sistema de licencias abiertas no está reñido con el ganar dinero -como dicen los demagogos de las sociedades de gestión mayoritarias-.

por otro lado, el señor Vegas y yo compartimos región natal, nombre y casi apellidos -una «s» de más o menos-. en todo lo demás somos totales extraños. ni nos conocemos ni estamos en círculos parecidos. pero por eso de que lo que no sabes, Google te lo cuenta, a este blog llegan cada mes varios mails de gente que le cuenta su adoración, que busca contratarle para conciertos o que quiere mostrarle su más desnuda devoción… y yo me veo en la obligación moral de explicar que no, que ese Nacho no es este Nacho y que yo no canto ni en la ducha.

con un poco de suerte veremos más artistas como Vegas aportando su grano de arena creativa con licencias abiertas, comprendiendo que poner puertas al campo viene siendo empresa de necios y que la cultura entendida principalmente como industria tiene los días contados en un mundo destinado a abrirse en casi ubicua potencialidad comunicativa.

vía email from cajón de sastre de nachovega

abandoned+red+mancosas que tiene la ortografía, una letra puede causar situaciones interesantes. lo mismo que te pasa cuando el número de casa es como el de una pizzería pero con un único dígito de diferencia… que recibes muchas llamadas que no son para ti, claro.

pues lo mismo con mi nombre y el del músico Nacho Vegas 🙂

no digo que a él le lleguen muchos emails quejándose por el uso de lenguaje soez en mi blog, sino que soy yo quien se tiene que excusar con diferentes personas que quieren contactar con él . hoy me sucedió una de esas situaciones que me hacen sonreír, pero hace unos meses hubo una un poco más seria, con peticiones repetidas de  música para una película o algo así… obvio que siempre digo que se trata de un error y explico que nuestros nombres se parecen y que los dos somos asturianos, pero que ahí se acaba el parecido, él canta y yo escribo.

el tema está en el nivel de contaminación informativa que tenemos a nuestro alrededor. estamos acostumbrados a googlear cualquier cosa y encontrar aquello que buscamos, y eso tiene sus peligros. para ver dónde estaba el problema me he dedicado a buscar, por deporte, alguna dirección mail del cantante que es casi mi tocayo y no, nada… sin embargo si le quitas la «s» final, y es bastante fácil que la gente se confunda, pues google te lleva a las entradas de la wikipedia sobre él y un enlace a este humilde blog, de ahí la confusión. [puntualización: el blog es el humilde]

en algún momento me planteé cambiar la dirección del blog o algo así para evitar errores, pero me di cuenta de que era un poco estúpido hacerlo… al fin y al cabo eso sería negar mi propio nombre y privarme de este tipo de divertidas situaciones.