in da face: Luna Miguel

LunaMiguel7.jpgno es posible dejar de sentir la fuerza que sangran los textos de esta chica.

si “hay que ser osados” es uno de los adaggios que más me repito -y que menos cumplo, últimamente-, esta poeta lo lleva a cabo a la perfección. hay que decir que tiene 19 años y que a esa edad es cuando una debe comerse el mundo a mordiscos desafiantes.

no había oído hablar de ella hasta que el pasado mes de noviembre, en mi retiro utrechtiano llegué a su “ficha” en el impresionante blog de poesía “las afinidades electivas”. después me crucé con alguno de sus poemas en otras partes -por ejemplo en los Cuadernos del Minotauro, en papel, y en minotauro digital-.

me gusta su estilo conciso y sin florituras excesivas y la forma en que combina registros para sorprender. la verdad es que Luna Miguel pertenecía, hasta hace unos días, al grupo de jóvenes poetas que me gusta seguir -junto a la gente de La Bella Varsovia o 23 Pandoras, que ahora mismo engloban a muchas de las más interesantes voces poéticas de España-.

pero uso el pasado al hablar de mi afición a Miguel, porque ahora mismo estoy en un punto de saturación y simpático rechazo.

cuando empezó a trabajar como blogger para el diario Público, en el suplemento de verano, me pareció genial: una chica joven que tiene un espacio en un medio de importancia, ¡una poeta, además!. eso es tener una voz y visibilizar la creación de una mujer… genial.

luego llegaron los primeros días de posteo y me encantó la actitud de “in da face” / si te gusta bien y si no que te den, no me importa… de tener 19 años y decir lo que te apetece sin preocuparte por  lo que piensen los demás. y decirlo con una intención y técnica suficiente para que resuene bien.

pero luego empezaron a aparecer cada vez más los “posts pose” que no están a la altura del medio para el que se escriben, aunque quedan bien para un blog personal -seamos honestos, yo no intentaría publicar de la misma manera lo que escribo aquí, en un periódico o en una revista literaria-. así que poco a poco veo como la prosa bloguera de Luna Miguel me resulta cansina, a pesar de que confío en que su poesía siga mejorando y que su blog personal sí me resulta interesante. también le tengo simpatía porque parece que le gusta David Foster Wallace, a quien pude conocer en Claremont antes de que se fuera del teatro con corbata de esparto -aunque temo que si lees The Infinite Jest sólo para impresionar a tu novio… bueno, quizá ya no sea lo mismo-.

al margen de su forma de escribir para Público está la cuestión de cómo se reciben sus posts en ese periódico. por cada diez líneas que ella teclea… otros braman cuarenta. es increíble el rechazo y las olas de sarcasmo malintencionado que suscita su descaro. resulta preocupante, cómo el asunto de la Ministra Aído del que hablaba hace un año casi exacto… pero es verdad que el arte también tiene que ser revulsivo y hacer que te sientas insultado.

supongo que, al final, todo se reduce a la pregunta ¿cuántas veces puede un/a poeta alabar “el cachopolla” de su novio antes de que deje de ser provocador y pase de ser ridículo?.

seguiré a la espera. sus textos prometen. por ejemplo:

CAVE LUNAM

Cuidado.

Mi gripe es porcina y maligna.
Mi gripe es de Vaca y de Ave loca.
Mi gripe es Nietzsche tan mal traducido.

Presta atención a mis venas hinchadas,
dentro guardo las babas de Panero.
Dentro, el corazón de un Huevo Kinder
sin sorpresa:
Sylvia Plath Muerta,
David Foster Wallace Muerto,
Virginia, estilo mariposa, Muerta.

Atención. Danger. Bandera púrpura.
La gripe de las almas.
La gripe del humo.
La gripe de las codas y la tipografía
desplumada.

Atención. Contagian.

Cuidado.

Muerdo.

[Foto y poema © Luna Miguel]

7 comentarios en “in da face: Luna Miguel

  1. Hola Nacho: he leido tus últimos post y me han hecho pasar un buen rato. No he leído la famosa trilogía, pero sin leerla estoy de acuerdo con tu ponderado juicio. En cuanto a Luna, me hace gracia tu ambigüedad en el juicio (supongo que para no herir más que lo justo) y sobre todo eso del “simpático rechazo”. Es verdad que lo de polla/follo/chupo/lamo vale dos días para “épater le bourgeois” y hacer un poco de ruido, pero después hay que ofrecer algo más; de Henry Miller se acuerdan hoy cuatro. Y en cuanto a los curriculums, me ha dado que pensar y que recapacitar. Yo recibo unos cuantos y es verdad que en la vorágine diaria uno no se pone en la piel de quien los envía. Siguiendo con las cursiladas en francés: “Touché”. Un abrazo.

  2. me alegro de que te entretenga el blog, para eso está.

    en cuanto a Luna Miguel… no podría calificar mi semi-rechazo hacía sus posts para Público de otra manera que como lo he hecho, precisamente porque “simpatizo” con ese fervor (post)adolescente que en la teoría me refresca, aunque en la práctica, muchas veces, me aburra.

    de ahí la tibieza de mi crítica y la vaga lejanía de mi alabanza.

    leo tu “touché” con placer… no todos los días le aplauden a uno las rabietas🙂

    ¡salud!

  3. Genial que te encante, Nacho!

    En realidad no ha empezado a trabajar como blogger en sentido estricto, sino para la edición de papel, en el suplemento de verano del periódico, aunque luego sus artículos son colgados en la web en un blog. Con todo, estoy 100% de acuerdo contigo sobre lo que es digno de escándalo son los comentarios que en general se leen: creo que están llenos de envidia por la juventud y el descaro que muestra Luna. A más de uno y una le hubiera gustado tener esa oportunidad a los 19.

    En lo que no estoy de acuerdo es en el juicio sobre Foster Wallace: leerlo para impresionar a tu novio es una excusa tan válida como leerlo para impresionarse a uno mismo, jejeje. Mejor esa razón que no leerlo, no?

    Salud y força!

  4. hola Ex-Cowboy

    creo que el nivel de odio que se muestra hacia esa chica no es normal, puedes criticar su estilo desde un punto de vista literario pero los ataques que se están dando… algo huele a testosterona rancia y a troleo desaforado.

    lleguemos a un punto medio: leer The infinite Jest, con sus 1200 páginas en edición de bolsillo, SIEMPRE impresiona a quien llega a la frase final y merece la pena hacerlo porque es bueno para un@ mism@.

  5. Nunca pensé que fuera posible una edición de bolsillo de la Broma Infinta. Para mi supuso lo que en su siglo el Quijote para muchos.

  6. Alguien me regaló hace poco el último poemario de Miguel. No la conocía, pero luego de leerlo me despertó la curiosidad e investigué. Me parece muy bien tu crítica cuando dices que es una chica de 19 y que es genial que le den un espacio para despotricar sin importar nada, pero ahora debe tener no sé 25? y según lo que leo en su trabajo más reciente como periodista sigue haciendo lo mismo. No se hasta qué punto se pueda hablar en su caso de un autor de poesía realmente válido y no de un PERSONAJE que sabe vender bien, con una buena formula de mercadeo. Si te vas a su cuenta de instagram y le quitas el libro que tiene en el selfie y lo cambias por una cuchara de cocina, la cuchara se vendería igual de bien que el libro. Así que es buena vendedora, pero nada más. De su poesía no puedo decir tampoco que me haya impresionado, porque la verdad no plantea nada nuevo, ni de fondo, ni de estructura. Quizá algun dia llegue a ser buena pero de momento yo no le diría siquiera escritora por más tiempo que lleve en el medio. La verdad no me ha gustado ni en su faceta de reportera, ni de autora de poesía. Vale solo es mi opinión. Por cierto, tienes un buen blog😉

  7. Hola Martin:

    Gracias por tu comentario.

    Sobre Luna Miguel pienso ahora casi lo mismo que hace cinco años y medio (¡!) pero con la salvedad de que ese tipo de pose poética parece gustar y, aunque no supone nada innovador, reivindica una versión de feismo y naturalismo centrado sobre el cuerpo femenino que me llama la atención, quizás a modo de placer culpable.

    Respecto a cambiar libro por cuchara… desde luego, ha sabido muy bien moverse por las redes y vender una versión de sí misma como poeta que está muy bien pensada. En esto debemos reconocerle talento comunicador. Creo -y esto puede resultar polémico en algunos círculos- que su imagen – tanto la visual, corpórea pero mediada, como la “virtual”, tuiteada y facebookeada- se ha convertido en un elemento casi más importante en muchos casos que sus creaciones escritas de corte más tradicional… y el hecho de que sea una joven mujer hermosa que rompe con cierta frecuencia presupuestos patriarcales mientras comparte fotos de sí misma en Instagram, ha ayudado a generar una cierta atracción-repulsión, tanto en ámbitos filo-feministas que reivindican la reconquista de la imagen del cuerpo femenino (deshacer la casa del maestro con las herramientas del maestro) como en aquellos en los que se busca un entretenimiento visual de más, ejem, rancio corte. Considero, en la línea de lo que tú dices, que su poesía y su periodismo no están a la altura de su fama ni de las responsabilidades que diversas instituciones culturales dejan en sus manos. Mucha iconoclástia para tan poca producción de calidad, digamos.

    Siendo honesto, en lo poético prefiero a mujeres poetas como Teresa Soto, que hacen un trabajo fantástico haciéndonos repensar el mundo con sus palabras sin montar tanto circo mediático🙂

    Un saludo,

    nacho

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s